Tag Archives: veganismo

Especismo: la discriminación a los sin voz.

Por: Bruno Zarazúa

“La conmiseración con los animales está

íntimamente unida con la bondad de carácter;

de tal manera que se puede afirmar, de seguro,

que quien es cruel con los animales

no puede ser buena persona”.

Arthur Schopenhauer

Mucho se habla sobre si la defensa de los derechos de los animales tiene sentido en un mundo en el cual a lo largo de la historia, las civilizaciones han prosperado por el dominio de las distintas especies. Desde los pueblos nómadas que basaron su alimentación y vestido en la caza de grandes mamíferos, los conquistadores que con la ayuda de caballos lograron triunfos en los campos de batalla o las primeras técnicas de cultivo que por las bestias de carga el trabajo en el arado fue menos extenuante para las familias campesinas, hasta los monos y conejillos de indias que han servido en los laboratorios para estudio y desarrollo de vacunas y medicinas que después fueran destinadas para el uso humano.

El ser humano en su esencia animal está en la cúspide de la cadena alimenticia y al tener mayor capacidad de raciocinio se vuelve el dominante de todas las especies. Pero una cosa es servirse de los animales y otra muy diferente es la crueldad y el maltrato, como ya lo menciona Ruth Harrison “Si una persona es cruel con un animal, se considera crueldad, pero cuando muchas personas son crueles con los animales, especialmente en nombre del comercio, la crueldad se acepta y, una vez que hay dinero de por medio, será defendida por personas normalmente inteligentes”.

¿Qué tan hipócrita puedo llegar a ser al estar en contra del maltrato y crueldad animal, si al final del día sigo comiendo carne? No tengo la respuesta. Este cuestionamiento no es nada nuevo, Da Vinci ya antes había resuelto: “El hombre es en verdad el rey de todas las bestias, pues su crueldad sobrepasa a la de todas. Vivimos de la muerte de otros. ¡Somos como tumbas andantes!. Llegará el día en que los hombres serán juzgados por la muerte de un animal como hoy se juzga el asesinato de un hombre. Llegará el tiempo en que comer carne será condenado como hoy se condena el comerse a nuestros semejantes, es decir, el canibalismo.”

Aunque ese día que clamaba Da Vinci no ha llegado, es cierto que, existen en el mundo quienes con mayor grado de conciencia han dejado de lado la satisfacción del paladar y la moda para dar prioridad al derecho de los animales. Pero dejemos de lado la alimentación que es un tema que da para mucho más y pasemos a lo relacionado con el espectáculo y diversión a costa del sufrimiento.

Pollitos de colores, toros de lidia, vaquillas de coleadero, gallos de pelea, tigres de circo, elefantes bailarines, perros confinados a vivir en las azoteas de las casas de sus dueños a pesar de las inclemencias del tiempo; todos son víctimas del maltrato y crueldad, únicamente con el fin de entretener. Los grupos de activistas como GreenPeace, ADEA, Igualdad Animal, Animal Libre, El Muro, solo por mencionar algunos, así como los individuos que por su parte se esfuerzan por cambiar la conciencia social, son quienes nos salvan de caer en la generalización de la afirmación que hiciera Isaac Bashevis Singer: “En su comportamiento para con los animales, todos los hombres son nazis. La vanidad con la que el hombre hace su voluntad con los animales, es vivo ejemplo de las teorías racistas más radicales: El principio de que tener el poder, es tener la razón”.

Con la violencia que se vive en nuestro país y en general en todo el mundo, la pérdida de valores que sufre nuestra sociedad, lo peor que pudiéramos hacer es acostumbrarnos, ser condescendientes con la cultura del sufrimiento y de la muerte, al contrario debemos despertar a una cultura pro vida, hacer conciencia de que el respeto a la vida se demuestra para con todas las especies, debemos enseñar a nuestros niños que una mascota no es un juguete y nosotros entender que somos la especie más evolucionada y por ende tenemos la obligación moral de cuidar de las demás.

Pudiéramos comenzar exigiendo una mayor regulación en los rastros para que castiguen y sancionen a quienes violenten y traten con crueldad al ganado; evitar asistir a los espectáculos en el que participen animales en cautiverio como son los circos, dar la bienvenida a el arte alrededor de la vida y negar la que se construye a través de la muerte de animales. Y demostrar que nuestro patrimonio cultural está en nuestros valores como son la bondad y el respeto para con todas las especies.

Como siempre la opinión más importante es la de Ustedes, hasta la próxima.